8/9/16

[Reseña] Los cuatro de Baker Street, de Olivier Legrand, Jean-Blaise Djian y David Etien


Parece increíble que el universo de Sherlock Holmes no deje de expandirse en nuestros tiempos. Series de televisión, como 'Elementary' o la aclamada 'Sherlock', novelas que nos llevan a la infancia del mismísimo Moriarty como nos presentó Sofía Rhei y muchos cómics sobre el detective. 

Hoy hablamos de unos cómics originalmente publicados en Francia en 2009, incomprensiblemente retrasados en su publicación española hasta mediados de 2015, a pesar del éxito allí cosechado. 'Los cuatro de Baker Street' traslada la acción al grupo de niños conocido como 'Los irregulares de Baker Street', chiquillos de la calle que ayudaban en sus pesquisas a Sherloch Holmes realizando tareas de seguimiento o obtención de información. En los cómics, quedan sólo tres chicos ejerciendo de investigadores: Tom, Charlie y Billy, así como Watson, un felino que adoptan en el primer caso (La cinta azul) formando así un cuarteto investigador que al final de algunos casos se reúnen con Sherlock y Watson para comentar la resolución de los hechos frente a té y pastas de la Sra. Hudson, algo que no ha podido evitar recordarme los finales de 'Alfred Hitchcock y los tres investigadores', saga juvenil de la que publicamos un artículo (podéis leerlo aquí).

A medida que avanzan los casos disfrutaremos de asuntos relacionados con los libros de Sherlock Holmes; menciones a casos famosos, como 'El perro de los Baskerville' o a las etapas de la vida del detective, su enfrentamiento con Moriarty o la relación con Watson cuando éste contrae matrimonio. Pequeños guiños que el conocedor de la obra de Arthur Conan Doyle agradece. 

Los tomos recogen dos historias cada uno (La cinta azul y El asunto Raboukin -- El ruiseñor de Stepney y Los huérfanos de Londres) y aunque están claramente orientados a un público más juvenil, los casos tratados son lo suficientemente serios e interesantes como para captar la atención de los adultos aficionados al cómic o al personaje de Sherlock Holmes; no créais que se tratan casos sin importancia; encontramos entre sus páginas prostitución, conflictos entre países, asesinatos, secuestros... Aunque su estilo, colorista y algo caricaturesco hace que se trate de una lectura agradable para todos. 
Extracto del segundo tomo: Tercer caso, 'El ruiseñor de Stepney'.
En definitiva, si te gustan los cómics o eres un aficionado a Sherlock Holmes, no dudes en dar una oportunidad a 'Los cuatro de Baker Street'.